Fiesta de Goblyns 2012 (I)

Debo reconocer que tenía mis dudas. Dudaba de poder juntar a la gente, y dudaba de que fuese a tener éxito la cita quinquenal con los lobos hombre y los goblyns. Creía que les rallaría la idea de volver a repetir la misma aventura, la idea de jugar con PJs que iban a ser carne de cañón, de enfrentarse a una dificultad Nightmare! a lo largo de un puñado de sesiones repartidas por el verano. ¡Y cuán equivocado estaba!

La magia de Fiesta de Goblyns se vuelve a desplegar, y la gente se involucra hasta la médula. Creía que los buenos recuerdos de las otras citas empañarían los momentos grandiosos de esta, pero es imposible que eso ocurra. Y es que, año tras año, mis PJs (algunos nuevos en la cita, otros viejos) se superan inevitablemente. La cita de FdG es básicamente un cita de rol-charlotada, pero jugada con absoluta seriedad y donde puedes echar la raba de risa o llevarte una ostia de un energúmeno ofendido. He de reconocer que tras la primera sesión me quedaron graves dudas sobre la prosperidad de la partida 2012: fue bastante pesada y pasamos más tiempo discutiendo de las reglas que jugando… es lo que tiene jugar con una tropa con el culo más pelao que Genghis Khan. Pero la segunda y tercera sesión me han llenado de entusiasmo para seguir adelante.

En la segunda sesión empezó lo bueno. Posada Kartakana, lobos-hombre y desfase entre PJs. La primera liada fue dejar a Daniel Renedo merodear con su clérigo a solas por la posada, ¿cómo no se dieron cuenta los demás de que la iba a liar? Y, efectivamente, la montó, y cuando salió corriendo y chorreando sangre por delante del grupo (que estaba en el bar de la posada), ninguno se inmutó, siguieron bebiendo meekulbrau y cerveza como si nada.

El lugar perfecto para una fiesta nocturna.

La primera víctima mortal de la posada Kartakana fue “el Guapo”, el mago que conducía Txelo de Kastro, uno de los viejos, que cometió el gravísimo error de no venir a jugar por resaca (había llegado a casa un domingo como a las 5 de la tarde). De hecho, fuimos a buscarle para llevarle por la fuerza a la partida, vivo o no-muerto, pero estaba zombie-juju total, hasta el punto de que no encadenaba dos palabras con coherencia. Sería imposible reproducir con fidelidad su última frase, articulada por un telefonillo de portal, pero podríamos recomponerla hasta un: “Que no puedo ir tío… que estoy muy mal…”. Por no poder venir, un lobo-hombre de Skald pintó las paredes de una habitación de la kartakana con sus tripas. No hay perdón para nadie en FdG 2012.

La segunda gran escena se la debemos a Axel, alias Bran “Tiramanguales”, alias Karx-Urg en Fdg 2007. A lo largo de la tercera sesión, Txelo de Kastro, ya recuperado y brillante con su nuevo nigromante cabroncete (que va a dar mucho que hablar), tenía un Manual del Jugador con el que estaba todo el rato dado por saco a Bran. Que si haces mal la Furia, que si no puedes hacer Pericia en esas circunstancias, que si la Presa no es como la haces tú si no de otro modo. Todo el rato dando mentalmente por saco a Axel, que ya se había tomado la pócima de Panorámix y estaba todo embrutecido: llegados a cierto punto, Bran “Tiramanguales” intentó derribar a un oponente con su mangual, y Txelo le recordó que el derribo no se hacía como él creía. Bran entró en cólera, empezó a soltar palabras gruesas sobre dios, la virgen, y sus cojones, estuvo a punto de pegarle una ostia a Txelo, empezó a bramar como fuera de sí, tiró el dado y falló. Entonces agarró el dado d20 y lanzando malsonantes juramentos, lo estrelló con todas sus fuerzas contra el suelo, con tanta brutalidad que el dado rebotó hasta casi tocar el techo. Sin dominar sus actos y viendo al causante de su mal todavía íntegro, agarró el dado, salió a la calle (estábamos dentro de un txoco) y lo lanzó con todas sus fuerzas contra el infinito, aterrizando quién sabe dónde (sospecho que en la carretera general cercana, por la trayectoria que llevaba, quizás en la luna de algún coche). Imaginaos a un tío de Bermeo de 90 kilos acordándose de dios y golpeando dados, mesas y todo lo que se le ponía en medio, y sólo cinco minutos después, se había olvidado de todo y se descojonaba a mandíbula batiente de las desgracias de los demás.

La pócima de Panoramix siguió su curso. La tarde avanzó y el despiporre continuaba. Patxi y su elfo ladrón estuvieron a punto de pasar a mejor vida, por culpa del afán de protagonismo. Se metió sólo en el Cañón de Radaga y allí conseguí rodearle de zombis y a punto estuve de darle pasaje, pero el tío es un escapista experto y se me fue de las manos. Normalmente en FdG contorsiono las reglas todo lo que puedo en mi favor para liquidar PJs listillos, pero ni con esas pude liquidarle. La droga ya hacía sus máximos efectos cuando, tocados todos y sin conjuros, se metieron por sus huevos en el Cañón así, olé mis cojones, desafiando a todo bicho viviente que se cruzase con ellos.

Les hacía gracia el desafío al que me sometían, pero el viernes veremos si son tan machitos como creen. Por lo pronto, Bran “Tiramanguales”, el más chulito del grupo, no quería ir a mear la noche que pasó en la Posada Kartakana, y prefería mear una pared de la habitación antes que salir a la letrina (decía que él ya lo había hecho en la realidad y que no pasaba nada), y si al final fue al “baño” de la posada, fue porque el elfo ladrón se ofreció a darle cobertura mientras miccionaba (imaginaos la escena).

Después de la cita del viernes tendremos segunda parte. El viernes será la gran orgía del rol, jugaremos entre 6 y 8 horas,  se permite el alcohol (las drogas se permiten siempre, entre otras cosas porque aunque las prohíba no sirve de nada), nube de humo porrera indispensable, y las ostias van a ser tales que igual no puedo escribir la entrada por haber muerto asesinado durante la partida. Se montó MUY GORDA la última sesión por un combatillo secundario (de prueba) con unos goblyns, así que imaginaos lo que puede ocurrir pronto. Rezad por mí.

6 comentarios en “Fiesta de Goblyns 2012 (I)”

    1. La escena fue brutal, duró cosa de 30 segundos, pero fue brutal la ida de olla que tuvo lugar. Y todo porque el dadito llevaba sacando basura toda la tarde, no pasaba de 10, es normal que muriese, se lo estaba buscando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s